En Twitter

    follow me on Twitter

    Quieres que te llegue al mail

    miércoles, 20 de enero de 2010

    Primeras notas de Barcelona


    Ya hace casi un mes que estoy en Barcenola, España, cruzando el Atlántico. Me siento descubriendo el viejo mundo. Espero algún día conquistarlo, una vez logre descifrar lo que puedo ofrecer a este mercado. El destino, debo reconocerlo, es el que me ha traído acá.

    Todo comenzó en una tarde de domingo, luego de hacer deporte. Natalia Mejía, mi compañera de vida y esposa, dijo que buscaría algunas becas y opciones para vivir un tiempo por fuera de Colombia. No era que estuviéramos mal en la vida que llevábamos, pero si teníamos ganas de cambio. Todo fue muy rápido, le ofrecieron una pasantía remunerada, una especie de beca y en cosa de 4 semanas ella estaba viajando para acá. Yo me quedé en Colombia, cerrando algunos proyectos, comenzando otros, entregando el apartamento, haciendo 4 o 5 trasteos distintos, seleccionando las cosas para regalar. Cerrar un ciclo no es tan fácil. Es increíble que las cosas, lo planes y hasta el éxito te van haciendo echar raíces que son bien difíciles de sacar.

    Llegué a estas tierras Catalanas, antes que Españolas, para gusto de los que acá nacieron, el 24 de diciembre de 2009. El principio fue paseo, ir a los museos, a caminar por la playa, a los parques, de tapas, a comer sabroso, tomar una que otra cava, que es el vino espumoso de Cataluña. A partir del 7 de enero de 2010, cuando mi familia regreso me he dedicado a vivir una vida como la que debió vivir García Márquez por los años en los que escribió 100 años de soledad. Duermo hasta las 8 o 9, que por el invierno no es tan tarde, porque apenas está apareciendo la luz a esas horas. Leo mucho, en los pocos libros que traje, en internet, y salgo a caminar.

    Los días me han permitido en conociendo la ciudad. He podido elogiar el modelo de ciudad sostenible, una ciudad que quiere entregarse a sus habitantes y los turistas. Algunas cosas me parecen como si estuviera en Disney, hay avisos para ubicarse, mapas para el metro, para los buses, para los trenes. En los sitios turísticos, con un estilo seco, que a mí me ha parecido amable, los funcionarios están dispuestos a ayudar.

    Pero además de la apertura de la ciudad, que tiene amplias avenidas, andenes inmensos por donde siempre hay gente corriendo, sin importar la hora, uno encuentra canecas para seleccionar las basuras, árboles y parques grandes y pequeños, metidos en la mitad de los edificios. En Barcelona viven más de 4 millones de personas, pero su capacidad económica es de 7 millones que se ubican en los alrededores y que están muy bien conectadas por trenes de cercanías y buses que salen de varias partes de la ciudad.

    La Ciudad, además ha creado proyectos de renovación urbana que se sienten. No es gratuita la percepción de apertura de la ciudad, sino que ha sido planeada. Barrios como Barceloneta, que antiguamente fue un barrio de marineros y pescadores, y que fue bombardeado en la Segunda Guerra Mundial están hoy reconstruidos y por sus calles, llenitas de ropa colgada en los balcones, se respiran aires de muchos tiempos. Muy cerca de la Barceloneta, está el malecón de la playa de Barceloneta, que fue reconstruído hace 15 años y que es de un atractivo estético especial. El viento golpea contra el malecón y abajo pueden verse las playas solo ocupadas por unos pocos paseadores de perros, corredores y algunos, menos, caminantes desnudos.

    Hay también proyectos de creación de parques de tecnología como @22, una zona alejada del mar, que antiguamente albergó a las industrias de textiles y que busca concentrar un centro de oferta y demanda de teconología: un cluster teconológico.

    Es difícil pensar en que ofrecerle a esta ciudad. Su historia comercial, muy presente en las calles, en los paseos, en los parques, me entrega la sensación de que tiene de todo para ofrecer. En el metro se oyen idiomas diversos.

    El anonimato me encanta. Acá conozco pocas personas y pocos me conocen a mí. Eso me permite sentirme muy libre para hacer, decir lo que quiera. Claro, dentro de unas reglas estrictas.

    Los próximos meses la vida mía y la de Semilla transcurrirán entre Barcelona y Bogotá. En el horizonte vemos la posibilidad de concretar proyectos entre las dos ciudades, para prestar los servicios de responsabilidad social, ética y estrategia de comunicaciones que hemos prestado con Semilla.

    Lo que viene de manera inmediata es interpretar lo que esta ciudad requiere, lo que se le puede ofrecer a esta cultura, a estas personas, a este mercado. Seguiremos estudiando las cifras, la historia. Buscaremos conversar con la gente, disfrutar de sus goces para tratar de integrarnos, de comprendernos mejor.

    Así comienza el nuevo año. Prometo escribir mucho, ahora que la vida me ha dejado algo de tiempo.

    Un feliz año para todos los lectores. Si tienen ideas, proyectos, planes en los que podamos participar, Semilla sigue estando a sus servicios, con una nueva estructura, y dinámicas binacionales, pero siempre comprometida con la innovación, la disciplina, la integridad y el diálogo.

    3 comentarios:

    1. Excelente Juan!

      Barcelona es una gran ciudad. La vas a seguir disfrutando.

      Aparte, es como un lujo para los que vivimos al otro lado del charco, poder caminar sus calles bien ordenadas.

      A mí me gustó mucho también porque se parece a Buenos Aires, en lo tan cosmopolita que es. Además de que me une un lazo sanguíneo: mi padre nació allí cuando apenas comenzaba el Franquismo.

      Seguro que encontrarás cómo conquistar ese mercado con tus capacidades y seguramente con la ayuda de los buenos amigos que tenemos por allí.

      Un gran abrazo, y excelente post!

      ResponderEliminar
    2. Juan Andrés, muy amenos sus escritos.
      Finalmente nunca nos pudimos reunir, pero ya sabe de mi interés por los proyectos tecnológicos e innovativos.

      ResponderEliminar
    3. Juan Andrés, leí tu blog buscando sobre Foros ambientales, en el momento tenemos un foro virtual de educación ambiental, calentamiento global y protección del medio ambiente en el portal del Ministerio de Educación, Colegios Privados que va hasta el fin de marzo, uno delos temas es derecho ambiental, derecho de la naturaleza, derechos humanos y calentamiento global. Como vi que realizaste la memoria del Foro de los Andes, tienes el trabajo en tu empresa semillas, ya haz trabajado lo ambiental y lo pedagógico, quería invitarte a participar, no se si tengas tiempo para metertele al tema de los derechos y que los maestros puedan conversar contigo sobre el asunto. Lo de la responsabilidad social empresarial me parece interesante de ser introducido, por que sobre ésto aún no hemos hablado. Participan en este foro fundamentalmente educadores de todos los colegios privados del país y que son responsables de los proyectos escolares ambientales, dentro de los cuales hay algunos productivos. Que dices te le mides?.Queremos favorecer procesos organizativos en red de estos educadores y colegios. nos encantaría contar contigo. Maria Eugenia, luzdelsonido@live.com

      ResponderEliminar

    El blog es un diálogo. Comenta este post.